Indicaron que "no son fuentes de contagio" de coronavirus ya que se cumplen estrictamente los protocolos sanitarios

UOCRA Y EMPRESARIOS RECLAMAN SOSTENER LAS OBRAS EN CONSTRUCCION

(7 de abril) La Unión Obrera de la Construcción (UOCRA) junto con la Cámara Argentina de la Construcción, la Cámara Empresaria de Desarrolladores Urbanos (CEDU), la Asociación de Empresarios de la Vivienda (AEV), y entidades afines federales coincidieron en la necesidad de sostener las obras en curso, al considerar que “no son fuentes de contagio” de coronavirus. Indicaron que al reactivarse las obras en 2020, las empresas adoptaron los protocolos necesarios para cumplir con todos los cuidados que el contexto de pandemia requiere para retornar al trabajo y desde entonces los han cumplido estrictamente.

“La experiencia vivida desde entonces demuestra que las obras no son fuente de contagio y por lo tanto no deberían ser detenidas”, señalaron. Asimismo, pidieron considerar que “el personal empleado en las obras utiliza transporte privado provisto por las empresas y no hace uso del transporte público”.

“Las empresas realizan testeos continuos al personal para detectar casos positivos de Covid-19, contribuyendo así a liberar el sistema de salud”, destacaron y agregaron que el “rol central de la actividad de la construcción por su efecto multiplicador”.

Tanto el gremio como las cámaras empresarias apuntaron que el sector de la construcción es “clave para reactivar la economía del país, en un contexto complejo y diverso” y añadieron que “genera puestos de trabajo directos e indirectos de profesionales y millones de metros cuadrados esperando por transformarse en viviendas para todos los argentinos”.

Explicaron que “para que esto sea posible necesitamos que sigan activas las obras con todos los protocolos y medidas sanitarias adecuadas, como se viene haciendo” e indicaron que “aprendimos a extremar las medidas necesarias para poder llevar adelante las actividades, reduciendo al máximo los riesgos de contagio”.

Consideraron que “superar esta situación depende de las empresas, los trabajadores, los ciudadanos y el Estado, actuando en conjunto, de forma colaborativa y responsable, y el sector de la construcción ha demostrado que cumplió con todo lo necesario para hacerlo”.

ULTIMAS NOTICIAS