Continúa la debacle en la industria automotriz y amenaza con profundizarse

TOYOTA PARALIZA SU PLANTA Y SUSPENDE A 5.000 TRABAJADORES

(1 de Marzo) Continúa el desastre en la industria automotriz, uno de los pocos sectores que en los primeros dos años de Cambiemos funcionó medianamente gracias al viento de cola que traía la actividad de los tiempos kirchnerista. Después de las suspensiones en Renault, Fiat, Peugeot, Honda e Iveco ahora es el turno de Toyota que comenzó con un plan de suspensiones para compensar la caída de las ventas. La medida de la firma japonesa comenzó este lunes y se replicará el 18 de abril en su planta de Zárate, provincia de Buenos Aires. Afectará a sus más de 5.000 empleados, agrupados al sindicato de Mecánicos (SMATA).

Además,  Toyota le comunicó al personal que mes a mes irá viendo las necesidades de parar la producción de acuerdo al ritmo de las ventas.

El secretario general del SMATA, Ricardo Pignanelli, reclamó al ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica soluciones y que se fue con las manos vacías. "Me reuní con Dante Sica en Toyota hace dos meses y le entregamos propuestas. Quedó en que nos iba a llamar y no nos llamó".

"Perdimos 8 mil puestos de trabajo en lo que va del año y hay otros 13 mil en riesgo", también dijo el gremialista. Toyota hace más de 20 años produce en el país y su pick up Hilux, fabricada en Zárate, es la líder absoluta de su segmento desde hace años.

 

ULTIMAS NOTICIAS